Doctor en Casa

Alimentación: la base del ejercicio

Uno de los errores más comunes de la gente es comenzar a entrenar en “modo bestia”, lo cual no dará resultados sin una dieta adecuada.

Desde hace aproximadamente 7 años, la nutrióloga Jazmin Delgado dedica su vida a cuidar la figura de los gomezpalatinos. Egresada de la Universidad Autónoma de Durango, es especialista en Nutrición Clínica y Deportiva.

En su consulta, recibe pacientes con hipotiroidismo, hipertensión, diabetes, insuficiencia renal crónica, entre otros padecimientos. Para todos ellos, ha desarrollado planes alimenticios basados en las necesidades y gustos de cada uno.

“Me baso en la economía del paciente, en los tiempos de elaboración de los platillos y además en sus gustos personales. Llevar un plan alimenticio, siendo sinceros, es un poquito tedioso, entonces si lo hago más tedioso se volverá casi imposible de seguir para los pacientes, por eso intento hacerlo lo más llevadero posible”. 

“Si tu me dices que no te gustan los brócolis, yo no te pongo brócolis, por el momento utilizamos los alimentos que más te agraden y yo me encargo de acomodarlo en las porciones necesarias. Obviamente, llegará el momento en el que se deberá aumentar la variedad de alimentos, incluyendo los que no son de gusto personal, pero se hará de manera paulatina para que sea sencillo”.

Como especialista en alimentación deportiva, aseguró que uno de los errores más frecuentes de los pacientes es comenzar “al revés”, es decir, primero con ejercicio y luego vigilando lo que se come.

“Si no existe una buena alimentación, el ejercicio no sirve. Puedes matarte 3 horas diarias en el gimnasio, pero si no llevas una dieta adecuada, no verás resultados”.

La belleza: una pasión para Jazmín

Además de su profesión, Jazmín ofrece gran variedad de opciones para que cualquier persona que así lo desee, alcance su mejor versión. 

“Yo aquí te aumento las pompis, te reafirmo cualquier parte del cuerpo como rostro, espalda y abdomen. Cuento con la mejor tecnología para quemar la grasa. Trabajo entrepiernas y quito la celulitis, cuento con un aparato al que le llamo “liposucción sin bisturí”, pues te “abraza” y hace cintura, además de quemar la grasa ayuda a moldear la cintura”.

“Los masajes no los manejo, pues no los considero necesario. Siempre les digo a mis pacientes que agarren harina y agua y empiecen a amasar, que lo hagan hasta que se cansen. La masa quedará igual, aguada y fofa. Prefiero los aparatos de tratamiento con calor, considero que funciona mucho mejor en la eliminación de la grasa.

Mediante radiofrecuencia, se eleva la temperatura corporal hasta 45º, haciendo que el metabolismo abra las linfas y se eliminen los residuos mediante orina, heces y sudor. “Puede sonar peligroso, pero no lo es. En realidad es un procedimiento seguro e indoloro, me gusta decirle “el microondas humano”.

Comentarios